Ay, los Oscar, los Oscar…

Ay, los Oscar, los Oscar...La ceremonia de los Oscar y las Fiestas de fin de año tienen algo en común. Cuando somos chicos las esperamos, las disfrutamos, las atesoramos, volvemos a esperarlas. A medida que vamos creciendo, tendemos a encontrarlas artificiales, repetitivas, tediosas, a veces odiosas, y entonces les juramos indiferencia de aquí a la eternidad.

Sin embargo, la indiferencia nunca puede ser total. O bien porque leemos alguna(s) de las coberturas especiales que preparan los medios; o bien porque nos dejamos llevar por la publicidad que financian los circuitos comerciales interesados e involucrados; o bien porque terminamos obedeciendo algún mandato tradicional.

Igual que en enero de 2007, este principio de año también me descubrí incapaz de decirle “no” al tralalá de las Noches Buena y Vieja. Es cierto que me negué a cumplir con determinadas exigencias ceremoniales, pero es igualmente cierto que cumplí con otras prácticas de rigor: armar el árbol, comprar los regalos, brindar a las 00hs en punto, comer turrón e intentar adivinar si hubo más o menos cañitas voladoras que la vez anterior.

Igual que el 25 de febrero pasado, esta noche/madrugada también me rehusé a ver la transmisión de la famosa entrega. Sin embargo, no pude con mi genio y, por un lado, leí algunos artículos alusivos -por ejemplo los posts 1 y 2 de Sesión Golfa- y, por el otro, aproveché el reciente paréntesis para ver algunas películas nominadas: Expiación, deseo y pecado; Sweeney Todd y Petróleo sangriento cuya reseña estará online en el transcurso de esta semana.

Por si faltara algo para cerrar el círculo de contradicciones, hoy me sorprendo garabateando estos párrafos y descubriendo que el punto final sólo puede llegar después de la transcripción del suspiro habitual, a esta altura inconsistente letanía. “Ay, los Oscar, los Oscar”…

8 comentarios en “Ay, los Oscar, los Oscar…

  1. Entré pensando que habrías escrito algo, sin recordar que el año pasado te resististe a la ‘ceremonia’. Tal vez debería adoptar tu nueva resolución porque no les perdono haber escogido a Ratatouille en lugar de Persepolis… aunque, Javier Barden hablando en español hizo que todo valiera la pena :D

  2. Pues comparto los suspiros y el sentir, ya no es lo mismo ver la ceremonia. Lo k mas me molesta no son los discursos de gente k ni conocemos o k gane como mejor película extranjera una cinta que tardara dos años en llegar por aki,si no que en únicamente TNT transmite la ceremonia en vivo y el doblaje es horrendo !!!!.

    Este año me pareció una de las ceremonias mas ABURRIDAS y sin GRACIA !!!, quien diablos quiere ver a Seth Rogen y a su hermanito peleando por ser Halley Berry ?¿….

    Ni siquiera hubo GLAMOUR durante la alfombra roja, la mayoría de las actrices “Play it SAFE” para no ser victimas del Fashion Police.

    Y pensar k hasta cambie mi turno en el trabajo para verlos,,,jeje, EN FIN

    SALUDOS !!! :)

    P.S Y ya viste “No Country For Old Men” ??

  3. Acabo de enterarme de tres buenas noticias: que premiaron a Daniel Day-Lews como mejor actor por Petróleo sangriento, que los hermanos Coen se alzaron con el Oscar a la mejor película (Sin lugar para los débiles) y a la mejor dirección, y que Marion Cotillard ganó el premio a la mejor actriz por su desempeño en La vie en rose.
    ¿Será hora de reconciliarme con los Oscar, ay, los Oscar? :roll:

    Sabés, Russel, que la película de los Coen recién se estrena este jueves. Trataré deverla lo antes posible porque admiro mucho su trabajo.

  4. Sin duda está muy bien hecha. La fotografía es excelente, las actuaciones son impecables y por momentos el suspenso hace que quieras salir corriendo despavorido, pero las ganas de enterarte de lo que sigue te deja pegado a la silla.

    Lo único que no me gustó es que la historia te deja como en blanco, como esperando a ver qué otra cosa podía pasar :)

    Un abrazo.

    p.d. Javier Bardem está increíble… me da pavor de sólo recordarlo.

  5. Me temo, Pati @-;–, que entre películas como Ratatouille y películas como Persépolis, la Academia siempre va a distinguir a las primeras por encima de las segundas. :-(
    Por lo que contás sobre No country for old men y por lo que leí en el blog de Russel, mi ansiedad aumentó considerablemente. Dicho sea de paso, me gustan las historias que te dejan con ganas de más.
    Un saludito. ;-)

  6. Suscribo todo lo que dices. Veo que has tenido un estupendo ataque de lucidez. Gracias por los links y un besote.

  7. Suscribo 100% a lo que decis, sobre las fiestas y sobre las “fiestas holywoodeanas”
    Beso

¿Con ganas de opinar?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s